El motor de la moto es débil o le falta compresión. ¿Qué debo hacer?

Publicado el : 25 marzo 202117 tiempo de lectura mínimo

Seguro que ya ha recibido en su tienda a un cliente que se queja de que el motor de la moto es débil y falla. La verdad es que este tipo de queja es bastante común en los talleres. Sin embargo, las causas de esta situación pueden ser múltiples, lo que requiere un análisis más detallado por parte del mecánico para dar una posición al cliente y empezar a corregirla.

Por eso, pensando en ayudarle en esta evaluación y en atender mejor a sus clientes, hemos preparado este artículo para hablar un poco más de lo que puede dejar una moto sin motor.

Puede ver, en detalle, los principales problemas que pueden dejar el motor débil o sin potencia, entender cómo cada uno de ellos puede afectar a su moto y cómo el uso de un escáner de motos puede ayudar a diagnosticar los problemas. Acelere el contenido a continuación y disfrute de la lectura.

Principales problemas que provocan la debilidad de los motores de las motos

Como se ha mencionado anteriormente, hay varios problemas que pueden dejar el motor débil en las motos y generar quejas de los clientes. Ya sean problemas físicos, de regulación o de ajuste o incluso de desgaste de piezas, pueden causar insatisfacción y poner en riesgo a los motoristas.

Por lo tanto, es interesante saber cuáles son los principales problemas que pueden hacer que el motor se debilite y las señales de que el problema se está produciendo. Esto facilita el diagnóstico de la avería y ofrece la mejor solución al cliente.

A continuación, enumeramos algunos de los principales problemas, sus causas y algunos de los signos a los que debe prestar atención a la hora de diagnosticarlos. ¡Mírelos!

Junta de culata o sello en mal estado

La junta de culata es la pieza entre la culata y el bloque del motor. Se encarga de sellar el paso de los gases durante el proceso de combustión, así como de evitar que el aceite se mezcle con el refrigerante.

Este tipo de problema está asociado en gran medida al tiempo de uso de la motocicleta. Es muy raro que las motos recientes que se someten a un mantenimiento periódico tengan este tipo de averías, que son más complejas y requieren más gastos para resolverlas.

En la práctica, cuando la junta de la culata está abollada o mal sellada, puede haber huecos, lo que provoca una fuga de gases y, en consecuencia, una disminución de la presión ejercida por el motor, así como de la compresión. Esto conduce a un desajuste entre la solución aire/combustible que alimentaría el motor en el momento de la combustión.

Como resultado, el aceite también puede arder, emitiendo así humo negro, lo cual es un indicio importante de este problema. La solución en este caso es reparar la junta, cuando sea posible, o sustituir los componentes defectuosos reconstruyendo la culata.

Debe educar al cliente sobre la importancia de la reparación de la junta de culata, ya que puede acarrear tanto problemas de rendimiento como multas de tráfico si la motocicleta emite contaminantes por encima de los límites legales.

Volumen de aceite del motor no regulado

Otro problema muy común que puede conducir a la pérdida de potencia en las motocicletas, haciendo que el motor sea débil, es el volumen de aceite del motor no regulado. Este problema puede ser causado por un exceso o una falta de aceite en el motor.

Si el motor funciona con una cantidad de aceite inferior a la recomendada, es posible que las piezas móviles no estén lubricadas eficazmente. Esto dificulta su movimiento y reduce el rendimiento del motor.

En situaciones en las que el motor funciona con demasiado aceite, donde el aceite quemado llega a la cámara de combustión a través de las válvulas, puede ser necesaria una reparación de la culata.

También es posible que el aceite del motor se regule llegando a la cámara de combustión a través de los pistones o por una presión excesiva del cárter. En este caso, puede ser necesario desmontar el motor para repararlo rectificando los cilindros.

Juntas rotas o desgastadas

Como se ha mencionado anteriormente, las juntas son los componentes que impiden el paso de gases y fluidos entre la cámara de combustión y el cárter del motor, donde se deposita el aceite lubricante.

Cuando los segmentos están rotos o desgastados, el pistón -la pieza que se mueve dentro del cilindro del motor- no puede ejercer toda la presión necesaria, ya que los gases internos acaban escapando inadecuadamente a través de las grietas.

En este sentido, esta pérdida de presión es suficiente para modificar las condiciones de funcionamiento del motor, generando una pérdida de potencia y fuerza que, dependiendo del caso, puede ser bastante considerable.

Para solucionar este tipo de averías, es necesario realizar una inspección visual de los segmentos del pistón y, si es el caso, sustituirlos por piezas nuevas para evitar daños mayores en el motor.

Es importante orientar al cliente sobre la importancia de reparar los anillos de sellado en caso de ser necesario, ya que las fugas internas de gas pueden causar problemas considerables en el rendimiento del motor, comprometiendo su funcionamiento y dañando sus piezas.

Culata agrietada o deformada

La culata del motor, como se ha dicho, es la parte donde se acopla el motor y todos sus componentes, y es la encargada de conducir la mezcla de aire y combustible que pasa por el bloque. Así, cualquier fisura o deformación de este componente puede provocar cambios en las condiciones de presión del motor, interfiriendo en el funcionamiento ideal de la motocicleta.

En algunos casos, este tipo de problema puede resolverse fácilmente mediante reparaciones manuales. Sin embargo, al tratarse de una pieza rígida con características muy específicas, que requiere un nivel de precisión muy alto, puede ser preferible realizar una sustitución completa. Al fin y al cabo, en algunos casos, la reparación manual puede ser arriesgada y no resolver completamente el defecto.

En este tipo de problemas, la evaluación profesional es esencial para garantizar el mejor enfoque. Vale la pena orientar al cliente si existe la posibilidad de una reparación manual o si es necesario sustituir la pieza. El objetivo es garantizar la seguridad y la viabilidad de la reparación, resolviendo el bajo rendimiento y la percepción de debilidad del motor causada por los problemas de la culata.

Bomba de combustible presurizada

La bomba de combustible es el actuador responsable de bombear el combustible al electroinyector. Cuando la presión de la bomba es baja -la mayoría de las motocicletas funcionan normalmente a 3 bares- el suministro de combustible al sistema de combustión es deficiente, lo que deja a la motocicleta sin potencia.

En este tipo de situaciones, lo mejor es evaluar las causas de la baja presión de la bomba, que pueden ser desde problemas eléctricos hasta fallos en el control del actuador, desgaste de los componentes y obstrucción de los canales de combustible.

Dependiendo del caso, se pueden encontrar diferentes soluciones, como la limpieza, la reparación del sistema eléctrico, la regulación ideal del actuador y, en casos más graves, incluso la sustitución de la bomba.

Para indicar la mejor solución para el cliente, conviene evaluar las condiciones de la bomba de combustible, el tipo de problema y si hay desgaste físico o atasco.

En el caso de los problemas eléctricos o de los fallos de control, el problema de la debilidad del motor puede resolverse corrigiéndolos y regulando adecuadamente el actuador. Pero en situaciones de desgaste y obstrucción, la sustitución de la bomba puede ser la mejor solución.

Boquilla del inyector sucia o defectuosa

La función del inyector solenoide es inyectar el combustible, es decir, liberarlo con la presión y cantidad exactas para el funcionamiento del motor en ese momento.

Cuando la boquilla del inyector o el electroinyector están sucios o defectuosos, no liberan la cantidad ideal de combustible para el correcto funcionamiento del motor de la motocicleta o no rocían el combustible correctamente en la cámara de combustión, comprometiendo así la eficiencia de la combustión.

Si este es el caso, la solución puede estar en la limpieza de la boquilla, que puede hacerse de forma relativamente fácil y barata en su taller. Por otro lado, si la boquilla lleva mucho tiempo en uso, puede ser preferible sustituirla, garantizando así la durabilidad de los servicios y la satisfacción de su cliente.

En este punto, destacamos que es importante que usted, como profesional, oriente siempre a sus clientes sobre la importancia de no llenar la moto con combustible de dudosa calidad, como en las gasolineras sin bandera, y que no están seguras de realizar las pruebas necesarias.

Este tipo de conducta es una de las principales causas de problemas en la boquilla y el sistema de inyección, ya que el combustible acaba conteniendo más impurezas y, con el tiempo, obstruyendo la boquilla.

Además de afectar al rendimiento de la motocicleta y provocar la obstrucción de la boquilla del inyector de combustible, el uso de combustible de mala calidad puede afectar a otras partes del motor, ya que puede contener productos que desgasten las piezas de su interior.

Embrague defectuoso o fuera de servicio

Otro problema que puede dejar la motocicleta sin potencia es un sistema de embrague mal ajustado o fallido. Lo que ocurre es que, por la razón que sea, puede que no funcione correctamente, quedándose parcialmente encajado cuando la moto está en movimiento, aunque el conductor no haya tirado de la palanca.

Por ejemplo, una avería sencilla que puede corregirse rápidamente es el ajuste del cable que conecta la palanca con la que acciona el embrague. Si este cable está demasiado tenso, el embrague puede quedar parcialmente enganchado. El motor pierde entonces potencia y el piloto siente que incluso a las más altas revoluciones el rendimiento es escaso.

Por otro lado, pueden producirse fallos más graves en el embrague, ya sea por desgaste o por mal uso. Cada caso debe ser evaluado cuidadosamente por usted, el mecánico, para presentar al cliente la solución más adecuada y económica.

Los fallos en el sistema de embrague no sólo impiden que la motocicleta funcione adecuadamente, sino que también pueden suponer un riesgo para el conductor, ya que pueden provocar dificultades de funcionamiento e incluso impedir una correcta aceleración.

Filtro de aire sucio

El filtro de aire es también una de las causas más comunes de pérdida de potencia del motor. La obstrucción de este componente, normalmente causada por el exceso de polvo y residuos del propio aire que se introduce en la motocicleta, puede alterar significativamente la calidad de la solución aire/combustible que se utilizará durante la combustión.

Lo que ocurre es que debido a este material depositado en los poros del filtro, la cantidad necesaria de aire no puede pasar a través del filtro y llegar a la cámara de combustión. El resultado es lo que se conoce en términos mecánicos como una mezcla rica: demasiado combustible y poco aire.

Esto conduce a cambios en la calidad de la combustión, lo que resulta en una baja relación de compresión que no genera la potencia ideal para el funcionamiento del motor.

Dicho esto, lo que sí se puede hacer es limpiar el filtro de aire de la moto, sobre todo cuando el cliente informa de que ha circulado por carreteras sin asfaltar y otros lugares donde hay suciedad, porque en estas condiciones es natural que el filtro se ensucie.

Además, como cualquier otra pieza, el filtro de aire tiene una vida útil. Por lo tanto, debe sustituirse cuando se cumpla un tiempo determinado o cuando una evaluación visual demuestre que ya está muy dañado.

Para que su cliente entienda la importancia de cambiar el filtro de aire al final de su vida útil, conviene explicarle las desventajas y los riesgos de hacer funcionar el motor con un filtro dañado o defectuoso.

Los sonidos extraños también pueden indicar problemas

Cuando un cliente se queja de que su motocicleta pierde potencia, una de las primeras evaluaciones que debe hacer es el sonido que hace el motor. Como pieza mecánica, emite un sonido característico cuando funciona correctamente. Por lo tanto, si hay un problema, es el momento de realizar una evaluación más exhaustiva.

En estos casos, los problemas más comunes de los distintos sonidos están relacionados con el embrague o el sistema de transmisión, concretamente con la correa de distribución. La correa de distribución es la parte que transfiere la potencia del motor a las ruedas. Por lo tanto, si está suelto o seco, además de generar un ruido adicional al motor, también daña la transmisión, lo que supone una pérdida de rendimiento.

En el mismo sentido, el embrague también puede ser la causa de sonidos extraños. Como hemos visto, se asocia a la pérdida de poder. Por lo tanto, es importante comprobar cuál es la causa del ruido. Puede ser que los discos estén desgastados o que la lubricación sea deficiente. Por último, la pieza puede haberse roto debido al desgaste.

¿Cómo el uso de un escáner para motos ayuda a diagnosticar problemas?

Ofrecer un servicio rápido, eficaz y de calidad es uno de los mayores deseos de quienes se dedican a la mecánica. En los casos en que el cliente se queja de un motor débil o de un rendimiento insuficiente, es fundamental para su satisfacción ofrecer una solución rápida y eficaz.

Por ello, es interesante disponer de un escáner de motocicletas que permita analizar y detectar los defectos y proponer posibles soluciones. Este tipo de equipo puede utilizarse en toda la parte electrónica de la motocicleta, lo que permite detectar rápida y eficazmente los fallos del sistema.

A continuación enumeramos y explicamos algunos de los problemas que puede diagnosticar el escáner de motos. Más detalles

Inyección electrónica de combustible

La inyección electrónica de combustible es uno de los sistemas más importantes de las motocicletas, y un escáner para motocicletas puede recoger datos sobre su funcionamiento. Detecta los problemas de funcionamiento, como los retrasos en la respuesta.

Dado que una inyección electrónica de combustible defectuosa puede causar una serie de problemas, como hacer que el motor se debilite, es bueno poder comprobar esto más fácilmente. A continuación, sugiera el mejor enfoque para la corrección.

Sistemas ABS

Otro punto importante en la revisión de una motocicleta que se puede acelerar con el uso de un escáner para motocicletas es el análisis de los sistemas de frenado ABS. El derrape del vehículo al intentar frenar y evitar una colisión es una de las causas más frecuentes de los accidentes de tráfico, y los frenos ABS pueden evitar este tipo de situaciones.

Por ello, el uso del escáner también es interesante para el análisis de los frenos ABS, ya que permite probar el sistema con precisión y rapidez, lo que ayuda a detectar el defecto y evitar accidentes de tráfico con sus clientes.

Calibración del panel

Disponer de la información correcta sobre el nivel de combustible y la velocidad actual es esencial para saber quién conduce, y esta información se inserta en el panel de la motocicleta. Sin embargo, si el panel no está calibrado, es posible que su cliente se quede sin combustible durante un viaje o incluso que, sin saberlo, supere el límite de velocidad de una carretera, lo que le supondrá una multa.

Gracias al escáner, es posible detectar las diferencias entre los datos obtenidos por el dispositivo y los que aparecen en el cuadro de mandos de la motocicleta. De este modo, es posible realizar los ajustes necesarios para mostrar los datos correctamente.

Por último, como hemos visto, las causas de un motor débil y que falla pueden ser múltiples. Desde problemas sencillos, fácilmente solucionables en el taller, hasta averías más complejas que requieren una revisión más exhaustiva, pueden provocar este tipo de situaciones.

Por ello, como buen profesional de la mecánica, es imprescindible ser capaz de resolver cualquier reclamación del cliente, ofreciendo un servicio completo y adaptado a los más diversos modelos de motocicletas.

¿Qué le ha parecido aprender más sobre los principales problemas que hacen que el motor sea débil y entender los beneficios de usar un escáner para motos? Si le gusta y quiere mantenerse informado, suscríbase a nuestro boletín gratuito.

5 cosas que no hay que hacer al frenar una moto
¿Cómo comprar una bicicleta usada?

Plan du site